La circulación de la energía


El Ki está constantemente entrando y saliendo en todos los cuerpos de la creación. 

En el cuerpo humano existen muchos canales por los que circula la energía. Unos canales o meridianos muy conocidos son los que utiliza la Medicina Tradicional China, que son los siguientes: Pulmón, Corazón, Pericardio, Intestino grueso, Intestino delgado, Sanjiao, Estómago, Vejiga, Vesícula biliar, Bazo, Riñón, Hígado, Du mai y Ren mai. 

Cada uno de los meridianos por donde circula la energía está compuesto por vórtices denominados puntos de acupuntura. La energía fluye por todos ellos siguiendo una dirección concreta. 


El meridiano del Riñón en la señorita Amor (Mss Ai)

Así, por poner un ejemplo, el canal o meridiano del Riñón empieza su trayectoria en el punto Yonguan (R1) que está en la planta del pie y acaba en Shufu (R27) que está en el borde inferior de la clavícula. En este caso el recorrido es ascendente, la energía sube por el lateral interno de la pierna y luego sube por el tronco hasta debajo de la clavícula.   

Los practicantes de Chi Kung suelen practicar un ejercicio de la circulación de la energía  que se denomina Órbita Microcósmica, donde se visualiza la circulación de la energía desde el perineo hasta la cima de la cabeza. 


La señorita Amor (Miss Ai) practicando la Órbita Microcósmica


Los más veteranos realizan la Órbita Macrocósmica. Este último ejercicio es muy completo, ya que además de visualizar el recorrido de la Órbita Microcósmica, también se visualiza la energía recorriendo los brazos y piernas. 

Otro ejercicio muy simple, pero efectivo para la circulación de la energía, está constituido por la Órbita de la Verdadera Sanación. 

Mss Ai practicando la Órbita de la Verdadera Sanación

Todos estos ejercicios son de gran ayuda para el terapeuta de Reiki Heiwa to Ai



Extracto del libro "EL  ARTE  DE  SANAR Reiki Heiwa to Ai®" (Volumen III)