Pasos para realizar la meditación gassho con textos



- Colócate en la postura de Meditación Gassho, sentado en el suelo (en seiza, loto, semiloto, birmana) o sobre una silla con la espalda alineada, la pelvis basculada, la nuca estirada, el mentón retraído, los hombros relajados, la nariz alineada con el ombligo y las orejas, la lengua tocando suavemente el paladar, y en esa posición esboza una suave sonrisa.


- Cierra los ojos y deja las manos sobre el regazo. Balancea el cuerpo para equilibrar tu postura.  Respira con naturalidad por la nariz con el vientre (respiración diafragmática) y centra tu atención en el Tanden (debajo del ombligo y hacia dentro). Cuando sientas tu mente aquietada haz una reverencia gassho rei (inclina la cabeza hacia delante con las palmas de las manos juntas ante el pecho como muestra de respeto y gratitud). 


- En la posición gassho con los ojos cerrados repite despacio tres veces los cinco principios del Reiki de la siguiente manera: Dices un principio, haces una pausa, lo dices otra vez, haces otra pausa, y luego lo dices por tercera y última vez; y así con cada principio. 


- Los principios no se han de repetir mentalmente, sino en voz audible. Si no los sabes de memoria los puedes leer, pero es mejor que los memorices para no perder el estado meditativo. Cuando acabes quédate en silencio durante unos minutos en la postura gassho. 

- A continuación, puedes repetir uno de los 125 Pergaminos Heiwa to Ai. Puedes elegir el poema que quieras. Por ejemplo, si eliges el pergamino 71 Heiwa to Ai, en posición gassho dirás tres veces en voz audible: El agua del río puede estar sucia, pero la fuente de la que brota siempre está limpia. Así es tu espíritu, totalmente puro e inmaculado. Después permanecerás durante un buen rato en silencio en la posición gassho. Cuando hayan pasado unos minutos, si quieres, puedes leer otro pergamino Heiwa to Ai y hacer lo mismo.


- Cuando acabes haz una reverencia gassho rei (inclina la cabeza hacia delante con las palmas de las manos juntas ante el pecho como muestra de respeto y gratitud). Luego muévete poco a poco hasta reanudar las actividades normales.






Extracto del libro "EL  ARTE  DE  SANAR Reiki Heiwa to Ai®" (Volumen I)